Down: Disponible para iOS y Android, esta original aplicación, anteriormente conocida como Bang With Friends, te permite ligar con los contactos de primer y segundo grado que tienes en tu Facebook. Si deslizas tu dedo mágico hacia arriba es que quieres tener una cita con la otra persona y si lo deslizas hacia abajo es que quieres acostarte con ella.
No importa si es verano o invierno, ni tampoco interesa mucho la edad que se tenga, lo cierto es que tanto hombres como mujeres ante una prolongada soltería nos llega ese momento en el que nos apetece ligar con alguien. No nos referimos a encontrar a la persona de tu vida (aunque puede pasar) sino más bien toparte con alguien que puede resultar una compañía agradable. Pero ¿cuáles son los mejores sitios para ligar?, en unComo.com te damos algunas coordenadas.

Para tener una idea de a quién llamamos mayores, vamos a definir juntos este término que no es oficial, para los profesionales del marketing, es a los 50 años, porque a los 50 años las necesidades de consumo de estos individuos cambian drásticamente. A los 60-65 años para las autoridades locales y las autoridades públicas que nos ofrecen a partir de esta edad las reducciones en el transporte público, por ejemplo, y las prestaciones sociales. Para los médicos y los profesionales de la salud, ser mayor significa tener 70 años porque es entonces cuando comienzan a aparecer los problemas graves de salud.


También es posible que busques citas sin necesidad de apuntarse a una página web de contactos. Escapa algo del alcance de nuestra modesta web, pero si que te pueden ayudar nuestras secciones específicas para buscar pareja en Barcelona o Madrid. Poco a poco vamos ampliando el rango de ciudades, pero si por suerte vives en una de las 2 capitales, visita las secciones específicas pues en ellas encontrarás algunos bares y locales ideales para tener citas.
Hay muchísimas webs y el número crece cada día, pero entre pocas y muy pocas son las que se afianzan en este sector. Pueden aparecer cuantas quieran, pero si no tienen usuarios no resultará interesante registrarse en ellas. Aún así, el registro ha de ser honesto, no el resultado de una trampa tendida a base de falsas expectativas creadas por artimañas del sitio de contactos. Puede parecer un efecto bucle, pero es así; las webs con más usuarios, aunque peores, siempre recibirán más registros que aquellas que tienen pocos usuarios.
Quiero que sepas que todas las funcionalidades que para los usuarios de sexo masculino son casi siempre de pago, para las mujeres, por el contrario, ¡se proporcionan de forma totalmente gratuita! Por esta razón, un usuario «mujer» podrá escribir y contactar con otras personas, así como enviar mensajes, iniciar el chat, y cualquier otro tipo de interacción de manera 100 % gratuita.
También es importante comprobar que los perfiles están registrados en su región . Si usted vive en una de las principales ciudades de España, no debería tener ningún problema. Para otros, puede ser una buena idea registrarse gratuitamente y hacer una búsqueda rápida para averiguar los resultados porque algunas ciudades o pueblos pueden no estar bien situados en ese lado.

Las paginas de citas en línea gratuitas son plataformas libres creadas específicamente para reunir a personas interesadas en una relación, una amistad o sexo ocasional. Todo cómodamente desde casa y al alcance de un clic. Pero no todo el mundo logra su objetivo, debido a diversas razones, y, para evitar que te ocurra a ti, voy a explicar paso a paso lo que hay que hacer para tener el mayor éxito.


Puedes hacer casi todo en línea en la actualidad: comprobar tu saldo bancario, comprar zapatos, escoger un colchón y pedir un taxi. Así que cuando Roberta Caploe estaba lista para tener citas de nuevo luego de divorciarse, no les pidió a sus amigos que le arreglaran una ni tuvo la necesidad de frecuentar bares o clubes deportivos. Se inscribió en Jdate, un sitio de citas en línea para judíos solteros. “Todas las personas lo están haciendo”, comentó Caploe, publicista de 54 años que vive en la Ciudad de New York. “No fue una experiencia tan loca, aunque no lo creas”.


El ritual sexual de los cavernícolas consistía en una danza rítmica cuyo paso principal era dar palmadas a mamporrazos sobre calaveras de animales. Aunque cueste imaginarlo, este rito desembocaba en unas ganas irrefrenables de aparearse. Al hombre o a la mujer que hoy pretenda ligar usando esta técnica probablemente lo único que le acompañe a casa esa noche sea una calavera. O una denuncia por exhibicionismo.
×