Todas ellas están orientadas a conocer nuevas personas y añaden funcionalidades que las hacen particulares. En el caso de Skout, se pueden enviar guiños a otros usuarios y hablar a una persona al hacer. En cuanto a Let's Date, se ofrece una selección de personas que podrían gustarte y en el caso de indicar que sí a través del botón "Let's Date", si la otra persona hace lo mismo, aparece un aviso para ambos para poder empezar a hablar. En el caso de marcar como "No, Thanks", esa persona queda descartada y no se puede volver a contactar. Esta aplicación va enfocada a crear citas físicas en una fase más temprana aunque se puede utilizar igualmente el chat.

Son sencillas, son fáciles de usar, son prácticas, son rápidas y funcionan. En el momento de ligar on line, unos procuran diversión y aventuras esporádicas y otros, relaciones estables. Toda la Red está plagada de webs para hallar pareja, unas con servicios gratis y otras de pago tienen como denominador común un diseño atrayente, intuitivo y fácil de usar, además de servicios afines, como buscador, test de personalidad (unos más pormenorizados que otros) y chat (que suele ser de pago), pero cada una de ellas intenta entregar su “toque personal”.

Otro motivo para los puntajes bajos de satisfacción puede ser que “la mayoría de los sitios de citas tienen cierta divergencia entre el modelo financiero de lucro y la experiencia del usuario ya que son financiados a través de tarifas de suscripción o publicidad”, dice Scott Kominers, Ph.D. un investigador adjunto en economía de Harvard University.
En lugar de ser visto como algo perverso o de ser utilizado como munición para convertir a los hombres o mujeres en parias sociales, las conexiones de sexo y las citas casuales se han convertido en un medio para explorar la identidad sexual y para expresar la libertad sexual. Esto es especialmente cierto para los millennials, pero es también el caso para personas mayores que buscan pasarla bien.
Sólo en una década las páginas de contactos se convirtieron en el medio favorito de mucha gente para encontrar su alma gemela. Todos ellos, deseosos de tentar la suerte, comienzaron una tarea que se ve difícil ya que hay mucha oferta, sobre todo cuando se sabe que esos sitios no se parecen entre sí, no proponen los mismos servicios y se diferencian entre ellos por su calidad.
Las nuevas tecnologías han irrumpido en nuestras vidas y han cambiado nuestra manera relacionarnos con los demás, y aunque siempre haya alguien que esté en contra de encontrar pareja online, lo cierto es que el mundo digital permite conocer a muchas personas interesantes, especialmente aquellas que están lejos de nuestro círculo de amistad cercano.
×