Tanto Skout  como Twoo funcionan desde la aplicación móvil y sirven para conocer gente. Permiten explorar contactos desde diferentes ubicaciones. En el caso de Skout y Let's Date, la localización tiene un papel importante, puesto que en la segunda se detecta automáticamente y en la primera existe la posibilidad de descubrir personas de tu zona geográfica o bien acceder a perfiles de todo el mundo.
Parship es una web que pese a no ser muy conocida, parece ser muy efectiva. Cada semana cuenta con 23.000 nuevos usuarios, con un 51% de hombres y un 49% mujeres, la cuota de éxito suele estar en torno al 40%, y el 52% de sus usuarios tienen un nivel académico alto. Para mejorar la probabilidades de encontrar pareja, los usuarios rellenan un cuestionario de personalidad e intereses.
Y para vivir un romance, tener una primera cita en un mirador hace ganar muchos puntos, como en el Miradouro São Pedro de Alcântara, junto a un castillo y al río Tajo, que dispone además de una terraza con jardín desde donde disfrutar mejor de las vistas. Los parques suponen una constante en esta lista, aunque en esta ocasión lo recomendamos para la primera cita. Es el caso del Jardín Tropical, que se encuentra un poco apartado de la ciudad, por lo que resulta ideal para disfrutar de un primer beso en plena naturaleza.
Existe una multitud de funciones y características en estas plataformas de citas online, a través de las cuales se facilita la comunicación entre los usuarios antes de llegar a una cita personal. Encontrar una pareja verdadera es muy fácil, incluso para las personas más tímidas. Para disfrutar de estas plataformas solo tienes que registrarte, navegar y conocer gente, con la esperanza de encontrar, entre todos los usuarios, a la persona que puede convertirse en el amor de tu vida.
Gracias al chat, la mensajería privada y tu perfil, el cual habrás previamente rellenado con cuatro pinceladas sobre ti, romperás el hielo con la persona elegida y cuando haya más familiaridad podréis aventuraros a revelar ciertos detalles personales como vuestros correos electrónicos o números de teléfono para así concretar una encuentro cara a cara con el objetivo, si la cosa funciona entre vosotros dos y hay química, de construir una vida en común.

Durante los meses de julio y agosto proliferan por doquier los cines al aire libre, pero de todos ellos hay uno que en los últimos años se ha convertido en una cita imprescindible tanto para barceloneses como para turistas. La Sala Montjuïc, ubicada en esta montaña de Barcelona, se sitúa al lado del Castell de Montjuïc, en su foso, con una enorme pantalla de cine colgada de una de sus murallas. Los asistentes pueden sentarse en el suelo, traerse su propia comida y bebida y disfrutar de los conciertos programados antes de la película.
Existe una multitud de funciones y características en estas plataformas de citas online, a través de las cuales se facilita la comunicación entre los usuarios antes de llegar a una cita personal. Encontrar una pareja verdadera es muy fácil, incluso para las personas más tímidas. Para disfrutar de estas plataformas solo tienes que registrarte, navegar y conocer gente, con la esperanza de encontrar, entre todos los usuarios, a la persona que puede convertirse en el amor de tu vida.
Creada por Whitney Wolfe que formó parte de la fundación de Tinder, esta aplicación para tener citas promueve las relaciones dominadas por la amabilidad, el respeto, la tolerancia, la igualdad y la seguridad. Por eso recientemente ha prohibido todas las fotos de perfil en donde aparecían armas. Otra característica es que a la hora de tener una conversación, han de ser las mujeres las que rompan el hielo.
Ya hablamos del Piknic Electronik como una de las mejores fiestas al aire libre de Europa. Ahora hablamos de él por su potencial como zona de ligoteo. Al igual que en el anterior, también tiene lugar en Montjuïc y también es posible traer comida y bebida de casa. Aunque es bastante nuevo, consigue reunir cada domingo a muchos barceloneses con ganas de pasarlo bien y disfrutar del buen tiempo.
1. Bodas. Olvídate de las publicitadas discotecas o de los bares. Si te invitan a una boda, seguro, vas a conseguir conocer gente o acercarte a tu objetivo. Es cierto que en una discoteca se puede llegar a ligar; pero, por estadística, se consigue más en una boda. En una discoteca hay mucha competencia y, en muchas ocasiones, las chicas acaban tan "quemadas" que no quieren saber nada sobre conocer gente nueva.
Pero he aquí lo que sabemos: Las compañías como eHarmony y Match.com utilizan algoritmos basados en la información que suministras (eHarmony tiene una patente estadounidense) similar a la forma en la que Amazon y Spotify utilizan algoritmos para recomendar productos a los consumidores. En un artículo del 2013 en el New York Times, el investigador científico senior de eHarmony en ese entonces, Gian C. Gonzaga, dijo que la compañía se enfocó en factores tales como el nivel de pasión sexual y romántica, el nivel de extroversión y la importancia de la espiritualidad para realizar uniones.

Si por el contrario, aún no has conseguido ligar, paséate por la Île de Saint Louis, en el corazón de París y repleta de tiendas y restaurantes con encanto, muy concurridos por los parisinos. Uno de los sitios favoritos de esta isla es la heladería Maison Berthillon. Tampoco puede faltar Montmartre, un distrito muy conocido por su pasado artístico y su vida bohemia y lleno de bares donde tomar la primera copa para empezar la noche, quién sabe si con un futuro ligue. Finalmente, da un paseo en barco por el Sena. Si vas con tu ligue no hay cita romántica que gane a eso. Si no, seguro que podrás conocerlo entre los grupos de turistas que hacen este tour.

Cuando vas a hacer la compra sin acompañante, encontrar a una persona solitaria en el pasillo de los lácteos puede generar mucha empatía. El lugar donde elegimos hacer la compra se convierte en un nexo de unión fuerte. Dice mucho de la situación económica y del estilo de vida y las prioridades de cada uno. "Normalmente, hacer la compra es una experiencia tediosa. Por eso estamos más predispuestos a dejarnos llevar por cualquier estímulo que pueda animarla", asegura el autor.
×